LA BÚSQUEDA

 

La religión es para algunos, una búsqueda. Para otros, es una cuestión de fe; se da y punto. Es decir: “creó lo que creo, porque es lo que a mi me sirve para encontrar respuestas”. Súper válido, y hay momentos en los que he dicho: “Dios, ¡cómo quisiera tener fe!”.

Para mí, el camino no es la religión. El camino por el que yo depronto, algún días, tal vez llegue a esa verdad, no creo que vaya a ser el hombre venerable de barba, que murió de 33 crucificado, ni tampoco el gordo bonachón al que le rasco y rasco la barriga y nada que me trae la plata.

La llegada de A. a mí vida ha servido para sentirme mejor con respecto a algunas áreas de mi vida, que antes cuestionaba mucho: por ejemplo mi relación con M, y esto ocurre, no de manera gratis. A. me ha hecho darme cuenta de algunas cosas que no quiero ver más en mi, cosas que vienen de atrás, muy lejos. Yo supongo que todos tenemos cosas que vimos/aprendimos en nuestra infancia-adolescencia que preferiríamos no repetir. Hablo por ejemplo de ese mal genio que antes me hacía, como se dice coloquialmente, jeje,  salir de casillas. A. también me ha hecho darme cuenta que hay cosas que es importante lograr para ser un buen padre, quiéralo o no: la paciencia. La paciencia es necesaria cuando se es madre/padre, y en general, para manejar muchas otras cosas que le trae a uno la vida. Me ha enseñado a dejar un poco la ansiedad, porque si uno es un padre ansioso, puede pasar muy malos ratos, porque hay muchas circunstancias de ser padres hoy, que nos pueden elevar la imaginación y llenarnos de terrores.

Para mí, hasta ahora, ese motor de búsqueda, ha sido la Bella y algunas sesiones de psicoterapia y charlas importantes que he tenido en la vida. Más adelante la forma de buscar puede ser algo más.

El que quiere llegar a encontrar LA RESPUESTA que buscan las preguntas que hace el ser humano de muchas formas, entre ellas a través de la religión, tiene que trabajar mucho. Yo creo que el camino deberá estar marcado por un interés real de desposeerse de todo y de todos, desprenderse, como hubiera dicho Álvarez-Correa, un viejo profesor que tuve en la universidad. Llevar una vida de análisis del uno, y del todo. Lo que hacen los yoguis, básicamente. Ese camino se compadece más con lo que yo creo que debe ser la metodología para hacer la búsqueda: retiro; conocimiento del cuerpo a través de alguna práctica que busque su entendimiento y la forma de sacarle el máximo provecho espiritual, como por ejemplo el yoga; la meditación juiciosa y aprendida, que requiere de años de entrenamiento; unas actitudes hacia el mundo positivas, constructivas, pero críticas. Generosas también. Y de pronto, intentando muy fuertemente, se llegue a ser “iluminado”. Es un camino muy difícil, y no se si alguna vez en mi vida vaya a sentir un llamado como este. Yo soy muy mundana; no se si lo digo con un sentimiento de tristeza.

Yo por ahora, no le encuentro sentido a la historia que me han querido contar las religiones. Las historias humanas sobre los dioses de las religiones. Creo que detrás de toda religión hay enseñanzas positivas a las que es importante pararle bolas, porque tienen sentido. Hay gente que dice no haberse dado cuenta nunca de lo mal que se comportaba, hasta que conoció a Dios. De hecho, mucha gente conoce a Dios en las peores circunstancias de su vida.

Para mí, el dios de las distintas religiones es la herramienta, el camino que utilizan algunas personas para llegar a la verdad. Yo creo más en buscar adentro que afuera. Creo que todo está en uno y en utilizar la metodología que uno crea que le va a servir; la que sea. Esto no significa que no crea en algo… ¿cómo decirlo? ¿Divino? Si creo. Pero creo que la divinidad está adentro; y que adentro no es en los huesos, ni en el cerebro. No. Yo sí creo en la divinidad – que de pronto no es tan divina, porque contiene todo lo bueno y lo malo, porque es todo -; siento que el camino está en alimentar al espíritu para comenzar la búsqueda. Algún día depronto llega ese llamado interno.

En conclusión, creo que todos podemos llegar al mismo destino siguiendo caminos diferentes. No todo es para todo el mundo. A mi no se me dio lo de la religión de curas y purgatorios; De pronto se me de por otro lado. Eso me lleva a terminar con esta frase: “Esa búsqueda sale de una necesidad interna, de un llamado”; No creo en que lo tenga buscar, creó que si me toca sentirlo de manera honesta, lo sabré. Aún no lo he sentido; no sé porqué.

 

Anuncios

Una respuesta a “LA BÚSQUEDA

  1. mmmm….
    buen temita escogiste…. harta tela para cortar
    pero en resumen estoy suuuuper de acuerdo con vos en todo, con respecto a la religion ya algo te habia escrito por ahí…
    para mi una de las mayores dificultades como madre ha sido sobrellevar y superar comportamientos o impulsos que vienen de mi infancia y adolescencia, y que apenas vinieron a salir a flote cuando me hice madre, y que afectan mi relacion con mi hijo, comportamientos que no quiero y tengo que luchar contra ellos para no repetir la historia que yo traigo conmigo…
    tambien estoy en esa busqueda, pero me cuesta interiorizar, siento que me falta cierta sensibilidad… en fin, no me alargo mas
    besos!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s